PAULA CANO

Comparte este post con una amiga

Que hacer en épocas en las cuáles tu negocio experimenta períodos de baja demanda

Los pequeños negocios sufren épocas de mayor y otras de menor demanda y eso es totalmente normal. Algunos negocios tienen una estacionalidad característica (como la organización de eventos, por ejemplo) y otros simplemente experimentan una dinámica particular que se repite de forma regular a lo largo de los años. Estos movimientos no tienen por qué ser épocas de desmotivación, si no, más bien, de proactividad.

Justamente en esas épocas es cuando podemos tomar acciones que ayuden a revisar y mejorar muchos aspectos que solemos descuidar durante el año. Te cuento a continuación algunas alternativas para poner en práctica:

  • Aprovecha esas temporadas para recoger testimonios de antiguos clientes y transformarlos en una poderosa herramienta de marketing (ya hablamos sobre esto en un post anterior: La mejor herramienta de marketing es gratuita, te cuento paso a paso, cómo utilizarla a tu favor).
  • Presta especial atención en la forma como estás exponiendo tu marca, como la estás expresando a través del copy en tu web y redes y si están en línea con los clientes que deseas atraer. Es común dejar estos aspectos en “piloto automático”, por lo que aprovechar épocas más tranquilas para revisarlos es una gran oportunidad de mejora. El banner de tu web (la primera sección que ve tu audiencia cuando ingresa) ¿se puede optimizar? Yo siempre encuentro puntos de mejora tanto en esa sección como en mi bio de Instagram.
  • Aprovecha para adelantar posteos para tu blog. Ya sabemos que en épocas de mayor demanda equilibrar todos los aspectos de un negocio de servicios donde muchas se trabaja con clientes 1:1 puede ser agotador y tendemos a dejar nuestro propio negocio a un lado para enfocarnos en el trabajo con el cliente. Deja artículos escritos de antemano programados para que se publiquen automáticamente en tu web y se envíen los mails para divulgarlos desde tu herramienta de email marketing. Escribir varios posteos juntos me inspira y me resulta muy eficiente, cuando entro en el “loop” siento que van saliendo más fácil y puedo escribir hasta 3 o 4 al hilo.
  • Planifica tu desarrollo profesional. Utiliza ese tiempo para aprender, ir a conferencias, participar de workshops o cursos online (incluso para hacer los que ya has comprado y nunca pudiste empezar por falta de tiempo). Te cuento algo… uso una herramienta llamada Google Keep y en ella tengo una carpeta con links a notas que no tuve tiempo de leer y cursos que dejé inconclusos o nunca empecé, así que antes de comprar algo nuevo reviso que tengo “olvidado” por ahí.
  • Reevalúa oportunidades de crear productos que traigan ingresos pasivos o nuevos canales de comunicación con tu audiencia como podcasts o youtube, aunque mucha calma en esa hora: no siempre más es mejor por lo que no pierdas la dimensión de que eso representará una carga que deberás gestionar en el futuro.
  • Considera contratar a un mentor o una consultoría para mejorar aspectos de tu negocio que crees se han estancado o incluso para crecer en aspectos personales que pueden potenciar tu desarrollo profesional. Este es mi pendiente, confieso que me encantaría hacerlo pronto.
  • Aprovecha para leer o participar de masterminds que te enriquecerán y motivarán a seguir creciendo y apostando a tu negocio. En la biblioteca de herramientas en mi web dejé 3 sugerencias de libros que me encantaron.
  • Por último, revisa tu plan de contenidos y tu estrategia de marketing. Anímate a probar cosas nuevas y planificar apuntando toda tu artillería a aquellos servicios o tópicos que quisieras destacar con un plan y calendario d-e-t-a-l-l-a-d-o. El plan de contenidos es un temón! ¿Cuantas veces durante el año vuelves a este tema, te quejas que no encuentras cómo mantener la consistencia ni tener una estrategia clara? Es un buen momento para resolverlo.

En este breve recorrido encontramos 8 tareas que podrías llevar a cabo en épocas de baja demanda que te mantendrán enfocada en tu negocio, revisando y mejorando aspectos que en la vorágine del día a día es muy difícil encontrar el tiempo para hacer. No te “bajonees” (esa es una expresión muy argentina), todos experimentamos fluctuaciones en nuestra demanda, aprovecha para fortalecer tu negocio y mantener la motivación. Te aseguro que la paz mental y los resultados que luego obtendrás te prepararán para estar “a tope” en la próxima temporada.

¡Hasta pronto!

Paula

Para seguir leyendo…